El imperio del gato azul (fragmento)Gustavo de Maeztu

El imperio del gato azul (fragmento)

"¿No habéis sentido alguna vez, viendo pasar sobre las altas cumbres los pájaros que huían hacia las tierras luminosas, una sensación rara de vida maravillosa en los países lejanos?
¿No habéis sentido el placer de ver correr las tierras a vuestros ojos y de sumiros en el ensueño de la velocidad? ¿No habéis sentido, al caminar en la noche sobre el páramo de Castilla, o sobre los viejos caminos de las Landas, al divisar allí, remotamente, una luz que fosforece entre las sombras, un cosquilleo de aventuras, de casas encantadas y de vidas de maravilla?
[...]
El 15 de noviembre del año 1909 del Señor, en el crepúsculo del mismo día, hallábase sentado un avellanero en un banco de los frondosos jardines de Hércules, cuando al terminar el recuento de lo que había ganado durante el día y ponerse en pie para dirigirse a su posada, observó con asombro que, sobre el muro de unos palacios en construcción, un enorme gato se relamía las patas, bostezando y relumbrando en la penumbra crepuscular unos bellos ojos verdes.
Pronto se cansó el gato de limpiarse las patas y reparando en la atónita figura del avellanero, comenzó a burlarse del pobre vendedor, haciéndole toda clase de muecas extravagantes.
[...]
Los periódicos seguían llenando columnas hablando de las hazañas del gato azul. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com