El roble (fragmento)Jacques Perry

El roble (fragmento)

"Lo recuerdo todo perfectamente. Sabía de la existencia de aquel roble. Giré el volante y mi vida cambió para siempre, pude distinguir hasta trece raíces antes de penetrar totalmente en la tierra. Tres de ellas podían atisbarse claramente desde la pista forestal que sirvió de impulso a mi acción suicida, pisando a fondo con el pie derecho el acelerador de mi automóvil no llegué a escuchar el sonido del choque. Yo... ¿o lo que ahora soy yo? conservo mi capacidad de emitir reflexiones ponderadas. Y también soy sensible a las ondas sensibles que provienen de la hospitalaria savia que me acoge.
No sé cuántas horas, minutos o segundos permaneceré suspendido entre este ambiguo tejido, ni hostil ni amistoso. No sufro los dolores habituales propios de un cuerpo que ha sido aplastado o las reacciones habituales a las aristas de cristal incrustadas en mi cabeza. Mi cuerpo quedó cercenado, pero pertenece sin embargo a una vida ya anterior. Mi cerebro ha muerto y de algún modo ha revivido en el árbol; su savia es ahora mi sangre. Ésta es mi nueva naturaleza. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com