Mitología y artes prehispánicas de las Antillas (fragmento)José Juan Arrom González

Mitología y artes prehispánicas de las Antillas (fragmento)

"De la lectura de este párrafo algunos han inferido que Boinayel es el Sol, Márohu la Luna, y han dado el asunto por concluido. Un examen más detenido del párrafo nos revelará que se trata de cuestiones mucho más complejas, y que bajo el oculto sentido de los nombres citados yace un mundo mítico de insospechada belleza.
El primero de esos nombres, Mautiatihuel, literalmente equivale a `Hijo-del-Alba´, o libremente traducido en el contexto de la frase entera a ´Cacique o Señor de la Región del Amanecer´. No creo que tal nombre fuera el de un cacique de carne y hueso, sino el de un ser mítico que correspondería en otras teogonías amerindias al dios que los aztecas llamaban Tlahuizcalpantecuhtli `Señor de la Casa del Alba´. Por consiguiente, la ``cueva´´ que está en el ``país´´ de aquel cacique no sería una cueva de la isla Española. Sería más bien el antro cósmico de donde sale el Sol para iluminar la Tierra, y al cual regresa a ocultarse al tiempo mismo que de allí sale la Luna. Y ahí termina en realidad uno de los dos relatos míticos que se confunden en este párrafo.
Iguanaboina es una caverna diferente y los gemelos Boinayel y Márohu pertenecen a un mito totalmente distinto. Para llegar al fondo de este otro mito conviene que hagamos primero una pequeña digresión. Aún no se han esclarecido debidamente las relaciones que puedan haber existido entre los arahuacos y los tupi-guaraníes. En tanto, señalemos que no son pocos los términos iguales o parecidos que concurren en ambas familias de lenguas. Y que para desentrañar el sentido de algunas de las voces que registra Pané, en más de una ocasión tendremos que acudir a gramáticas y vocabularios del tupí o del guaraní. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com