Genios (fragmento)Harold Bloom

Genios (fragmento)

"Wordsworth escribió todo lo de valor en su poesía en una década, entre 1797 y 1807. La poesía de sus últimos cuarenta años es lamentable. Algo tristemente similar le ocurrió a Walt Whitman, quien escribió lo mejor de su obra entre 1855 y 1865 y en los siguientes 27 años, hasta su muerte en 1892, produjo básicamente versos malos. El genio de Wordsworth se extinguió cuando cumplió los 37; el de Whitman, a los 46. Y menciono estos finales tristes porque la comprensión de la desaparición prematura del genio podría ayudarnos a definir su naturaleza individual.
[...]
No sabemos por qué Shakespeare dejó de escribir en los casi tres años de vida posteriores a su colaboración con John Fletcher en Dos parientes nobles (1613). El padre de todos los escritores desistió a los 49, mientras que Dante, Chaucer, Cervantes, Montaigne, Goethe, Tolstoi, Joyce y Proust siguieron escribiendo hasta el final. Cualesquiera que hayan sido los motivos de Shakespeare, no parece que lo hubieran abandonado sus capacidades, a juzgar por su aporte a Dos parientes nobles.
Qué bueno hubiera sido que Wordsworth hubiera dejado de escribir a los 37 y que Whitman lo hubiera hecho a los 46. En otro capítulo de este libro conjeturo que el genio de Whitman se quemó durante su heroico servicio en los hospitales de guerra de Washington D.C.; pero en el caso de Wordsworth, su final siempre estuvo implícito en los orígenes de su genio: una luminosidad visionaria poderosamente resplandeciente durante su niñez que se desvaneció en la luz del día ordinario. Si se invierte todo en “el romance de la naturaleza”, como denominó Geoffrey Hartmann al mito de la memoria infantil de Wordsworth, eventualmente se perderá todo, cuando la naturaleza traicione al niño que la amaba. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com