Paisajes y rostros (fragmento)Benno Reifenberg

Paisajes y rostros (fragmento)

"Hizo referencia explícita a sus hijos y a los fértiles y lujuriosos campos, cubriendo plenamente el periplo de las cuatro estaciones. Continuó relatando sobre el nuevo carnicero, que había sustituido al anterior con igual éxito, así como mencionó a sus padres, a los que ya conocía, se detuvo particularmente en la figura de su propio padre, un hombre de campo que había atravesado, cargado de comida, los puentes de Frankfurt desde 1914. Su amigo era más viejo y aún recordaba haber vivido las vicisitudes de la guerra anterior. Fue el primero en regresar en 1919, habiendo sufrido las penurias de la reclusión carcelaria por más de un año. Pormenorizó también, hablando de forma bastante vaga y críptica, como si en el fondo anhelara algún tipo de consuelo, a través de las excelencias del soliloquio, como si en realidad se estuviera despidiendo, pero, en lugar de desplegar un pañuelo a modo de tradicional saludo, dejara vagar libremente sus recuerdos. El sonido de su voz era tristemente monocorde. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com