Todos los colores del sol y de la noche (fragmento)Lenka Reinerová

Todos los colores del sol y de la noche (fragmento)

"Pero ¿quién era yo en realidad? ¿No tenía yo también una parte de culpa —por mínima que fuera, una pizca, una brizna— de todos aquellos sucesos imperdonables? Ciertamente, no podía sino rechazar indignada y sin dar crédito los delitos absurdos que se me imputaban y las acusaciones completamente descabelladas y obscenas de que era objeto: demasiados contactos, exilio en el Oeste, origen judío, marido yugoslavo. Venían de otro mundo, de un mundo que para mí no existía.
[...]
La verdad no es lo que cree cada cual. Requiere de pruebas. Y es él quien debería presentarlas. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com