Primera gota, de Una dosis de sesenta gotas de laudanoJames Mangan

Primera gota, de Una dosis de sesenta gotas de laudano

"A menudo quienes se inician en la creacion literaria sufren grandes dificultades y a unos pocos les ocurre lo contrario. Donde hay mucho tanteo hay igualmente mucha duda cuando predomina la energia cosa que les pasa por igual a los que tienen muchas dificultades como a los que no el neofito inicia su carrera con el corazon encendido con la esperanza de alcanzar esas cumbres en las que brilla la fama. Asi poetas que en su juventud se inician con alegria devienen al final en desconfiados y locos.

Nuestras primeras intentonas es la verdad no suelen ser felices en ningun caso. Tampoco suelen serlo nuestros primeros amores .Amamos nuestras primeras intentonas y nuestros primeros amores porque al cabo no son mas que un recuerdo. y porque todas las primeras cosas se asocian a una suerte de misterio magico iniciatico .Nadie puede olvidar su primer beso de amor la primera mano tomada entre las suyas con amor el primer violin que toco (unos pocos consiguen tocarlo durante toda su vida) la primera vez que hubo de separarse de sus amigos o el primer dia oscuro de la nada tras la muerte de un familiar.

Byron canto a los antiguos atenienses como la primera raza que obtuvo el premio de la Gloria y Moore consigue toda nuestra simpatia con su cancion dedicada a una damisela americana a la que conocio envuelta en pieles cubriendose el vello pubico en las orillas del Schuylkill.Cuando la vi por primera vez era calida acogedora y joven. Todos conocemos esa antigua cancioncilla que alude a unos ojos que contemplaron por vez primera un tejo en el campo. y todos recordamos aquella primera cana que vimos un dia en nuestro cabello haciendonos suponer que al fin habiamos alcanzado la sabiduria como si fuera un primer dia de abril asi de tontos somos o como si fuese el primer dia del ao con sus campanadas de alegria. Que bonita y dulce la hora en que oimos el ding dong de las campanitas! y yo no puedo olvidar desde luego la primera vez que tome una gota negra lo que hizo que mi mano moviera la pluma con que escriia envuelto en una agridulce sensacion como la que tantas veces nos asalta cuando recordamos el pasado. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com