Adiós a mi juventudFrance Preseren

Adiós a mi juventud

"La mitad de los días decretados para mí
se han marchitado; pocas eran las flores
que florecieron en ese árbol, y apenas
reverdeció, cayó en decadencia. Pocos
eran los rayos de esperanza que yo podía
ver, y las tormentas a menudo causaron
estragos en el orden de su naturaleza;
aun así, el oscuro amanecer puede
ser.

Muy pronto comí los frutos del conocimiento,
cuando caía su veneno, se desvaneció todo
deleite: Vi cómo la honestidad y la verdad
podrían reunirse entre la especie humana
con desprecio y rencor. Busqué el amor
verdadero-un sueño vacío que desapareció
al amenecer en la luz.

Vi cómo los que no son amados por el destino
su nave contra en vano contra el viento
pretenden dirigir: Vi en la gloria y en el
asiento de honor todo lo que seduce a las
mentes de los hombres con la mentira
y el engaño.

Estas imágenes y otras más hirientes
hacen sangrar mi corazón con crueldad;
los jóvenes ignoran la repentina
tormenta que sopla, disipando formas
fantasmagóricas que no pueden durar,
y muy pronto se olvidan de la desgracia,
de las heridas cicatrizadas por el pasado.


La vida fluye en un recipiente en un recipiente
que alberga una fuga rápida. Aun así, la oscura
aurora de la juventud puede ser. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com