Diario íntimo (fragmento)Henri-Frédéric Amiel

Diario íntimo (fragmento)

"Las frías sombras de la inercia, de la atonía, del egoísmo rodean tu alma. No te has entregado, dedicado a ningún pensamiento único y grande; revoloteas, picoteas y permaneces roto, sin amor. Amor a la ciencia, a la patria, a una mujer, a la belleza, a Dios; nada ni nadie te posee por entero. La felicidad seria de la vida consiste en la dedicación a un gran amor. Debes y puedes ser útil. ¿A quién? A todos los que la providencia te pone en contacto, desde el círculo más pequeño hasta el más grande; tu mundo está trazando por las circunstancias mismas. Tu libertad no se pierde en el vacío. Donde quiera que puedas ser útil, debes serlo; y para ayudarte a elegir, utiliza esta norma: debes obrar allí o en aquello en que puedas ser de más utilidad. ¿Cómo? Persiguiendo la verdad con ansia y fuerza, haciéndote soldado del bien. Recogiéndote en la conciencia, siendo todo lo que puedes ser. Encontrando la paz y enseñando la manera de encontrarla. Intentando fortalecer a las nuevas generaciones iniciándolas en la verdadera poesía, en la verdadera piedad, en la verdadera libertad, en la verdadera ciencia. Encontrar la misión de Ginebra y revelársela. Justificar las actuales conquistas sociales; pero mostrar su insuficiencia. Combatir, apoyado en una metafísica, una lógica y una psicología serias, todas las teorías falsas y frívolas. Tomar parte en la reconstrucción contemporánea de la religión y de la sociedad, de la ciencia y de la literatura. Filosofía de la vida: esto es lo que debes aportar. Y es el trabajo de toda una existencia. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com