La rama de Sakura (fragmento)Vsevolod Ovchinnikov

La rama de Sakura (fragmento)

"Escuché los ecos de unos pasos suaves sobre la alfombra, a juzgar por la tersura de sus voces eran mujeres que discutían el lugar que deberían ocupar los diferentes comensales. La mayor y más honorable guardó silencio durante un momento hasta que una de las criadas descorchó una botella de cerveza y colocó sobre la mesa los aperitivos, y entonces, de nuevo, empezaron a hablar a la vez, interrumpiéndose unas a otras.
Permanecí pegado a la pared, impaciente por escuchar cada palabra. Después de todo, el deseo de sumergirme en el remanso de la vida nipona me había llevado a ese pueblo situado al otro extremo de la isla de Shikoku. Por la mañana, antes del amanecer, hacia las tres, los pescadores se levantarán con la esperanza de que será posible vivir un par de días más con el resultado de la pesca. Me quedé en mi habitación en aquella desierta posada. Me esforzaba por dormir, dando vueltas al colchón, pero me distraía la conversación en la habitación de al lado. Nadie en mi presencia quiso hablar con tanta franqueza sobre la vida diaria, ya que las mujeres del campo se habían reunido para celebrar el día de pago. Ese día comprendí que lo que en apariencia parece una pared impenetrable oculta un profundo sentido de la paz interior. Mi alma se hallaba todavía en una amarga oscuridad ante lo incomprensible de su lenguaje.
Hubo, sin embargo, un momento en el que todo se hizo claro y cercano, cuando las voces de las mujeres entonaron una melodía familiar en torno a un niño que contempla la llama que arde y ve tras la ventana una espesa niebla.
¿Cómo conocieron esta canción? Quizás el marido se las enseñó desde su exilio siberiano, antes de que a causa de una tormenta feroz decidiera convertir ese paraje en su destino de pesca. Quizás las mujeres temen la viudedad después de la guerra y esa canción sobre la soledad colma su anhelo insaciable. Ellas tienen su propio enfoque de la vida, sus formas de expresión, sus preocupaciones y su alegría. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com