Tom Jones (fragmento)Henry Fielding

Tom Jones (fragmento)

"La famosa Helen Gwynn, al salir cierto día de una casa donde había realizado una breve visita, y al disponerse a subir a su coche, vio congregado en torno al vehículo un grupo de gente, y a su lacayo todo ensangrentado y sucio. Al preguntarle Helen a qué se debía el estado en que se encontraba, el criado repuso:
-He estado luchando, señora, con un villano deslenguado que ha dicho que la señora era una ramera.
-¡Qué estúpido eres! --respondió Mrs. Gwynn--. Por ese motivo tendrás que pelearte todos los días de tu vida, pues todo el mundo sabe que lo soy.
-¿Que lo saben? --murmuró el hombre entre dientes, luego de haber cerrado la puerta del coche--. Muy bien, pero a pesar de ello yo no permitiré que nadie me llame el criado de una ramera. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com