La abolición del hombre (fragmento)C. S. Lewis

La abolición del hombre (fragmento)

"Sentenció a muerte a la palabra y así condenó al niño.
En primer lugar, podría decir que el valor real se encuentra en la utilidad que para la comunidad tiene un sacrico de este tipo. "Bueno"-podría decir- "significa útil para la comunidad". Pero, por supuesto, la muerte de la comunidad no es útil para la propia comunidad: únicamente podría serlo la muerte de algunos de sus miembros. Lo que realmente se quiere decir es que la muerte de algunos hombres es útil para otros hombres. Eso es muy cierto: ¿pero cuál es el fundamento por el que se les pide a algunos hombres que mueran en el beneficio de otros? Cualquier apelación al orgullo, al honor, a la dignidad o al amor es excluida por hipótesis. Hacer uso de ello implicaría reconsiderar el sentimiento, y la tarea del "innovador" es, una vez desligado de todo eso, explicar a los hombres, en términos de puro razonamiento, porque se les pide que mueran para que otros puedan vivir. Podría decir: "A menos de que algunos corramos el riesgo de morir, todos nosotros moriremos con seguridad". Pero eso sería cierto tan sólo en un número muy limitado de casos; y aún siendo cierto, se podría rebatir de modo muy razonable contestando con la pregunta: "¿Por qué he de ser yo uno de los que corran ese riesgo?"
Llegados a este punto, el "innovador" debería preguntarse por qué, después de todo, el egoísmo debería ser más "racional" o "inteligente" que el altruismo. Sea bienvenida la pregunta. Si por razón entendemos el proceso (es decir, el proceso de inducir por inferencia de proposiciones, derivadas en último extremo de datos sensoriales, proposiciones ulteriores) que siguen realmente Gayo y Tito cuando se ocupan de menoscabar los sentimientos, entonces la respuesta debe ser que rechazar sacrificarse uno mismo no es más racional que acceder a hacerlo. Ni tampoco es menos racional. Ninguna elección es en absoluto racional o irracional. No se puede seguir ninguna conclusión práctica de las proposiciones referentes a hechos aislados. Esto preservará a la sociedad no puede llevar a haz esto salvo que medie él, la sociedad debe ser protegida. Esto te costará la vida no puede llevar directamente a no hagas esto: sólo conducirá a ello si existe un deber consciente o un instinto de auto conservación. El "innovador" intenta obtener conclusiones en modo imperativo a partir de premisas formuladas en modo indicativo: y aunque lo intente eternamente no podrá tener éxito, porque tal cosa no es posible. Por consiguiente, deberemos ampliar la palabra Razón para incluirlo que nuestros antecesores llamaron Razón Práctica y confesar que juicios tales como la sociedad debe ser protegida (aunque éstos se puedan sostener sin la clase de Razón que Gayo y Tito exigen) no son simples sentimientos, sino que constituyen la racionalidad misma. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com