La cautiva (fragmento)Esteban Echeverría

La cautiva (fragmento)

"¡Cuál tu congoja sería!¡Cuál tu dolor y amargura! Y no hubo humana criatura que te ayudase a sentir. Se malogró tu esperanza; y cuando sola te viste también mísera caíste, como árbol cuya raíz en la tierra ya no afianza su pompa y florido ornato: nada supo el mundo ingrato de tu constancia infeliz. Naciste humilde, y oculta como diamante en la mina, la belleza peregrina de tu noble alma quedó. El desierto la sepulta, tumba sublime y grandiosa, do el héroe también reposa que la gozó y admiró. El destino de tu vida fue amar, amor tu delirio, amor causó tu martirio, te dio sobrehumano ser; y amor, en edad florida, sofocó la pasión tierna, que omnipotencia de eterna, trajo consigo al nacer. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com