Tristán e Isolda (fragmento)Richard Wagner

Tristán e Isolda (fragmento)

"ISOLDA. ¿Los oyes todavía? Paréceme que el ruido se alejó.
BRANGANIA. Están cerca, se distinguen los sonidos claramente.
ISOLDA. La inquietud, el temor engañan tu oído; te engaña el rumor del follaje que susurra agitado por el viento juguetón.
BRANGANIA. Te ilusiona el vehemente deseo de oír lo que presumes, oigo el sonido de los cuernos.
ISOLDA. El sonido de los cuernos no es tan agradable; las ondas que corren suaves de la fuente murmuran aquí cerca con delicia; ¿cómo podría oírlas si los cuernos continuaran resonando? En el silencio de la noche la fuente me sonríe: al que me espera en la callada noche, ¿quieres alejarle de mí pretextando que los cuernos suenan cercanos?
BRANGANIA. ¡Al que me espera! ¡Oh, escucha mi advertencia! Los espías esperan de noche. Porque tú estás ciega, ¿crees que los demás apenas os ven? Cuando a bordo el rey Marke recibió de la trémula mano de Tristán a la pálida novia, apenas dueña de sí, cuando todos turbados la veían con paso vigilante, y el rey, con tierna solicitud, se lamentaba en las fatigas que sufriste en la larga travesía no, bien lo eché de ver, que fijó la mirada en Tristán; la escudriñadora mirada de una malvada astucia quería leer, en el rostro de aquél, lo que le interesaba. A menudo le encuentro acechando maliciosamente; os tiende redes en secreto; guardaos de Melote.
ISOLDA. ¿Sospechas de Melote? No, te engañas. ¿No es el más fiel amigo de Tristán? Cuando mi amado no puede estar a mi lado, solamente se le encuentra con Melote.
BRANGANIA. Lo que me lo hace sospechoso, te lo hace a ti simpático. Melote va de Tristán a Marke sembrando mala semilla. Ellos han acordado con precipitación esta caza nocturna; su astucia de cazador servirá para un venado más noble que el que tu fantasía se figura. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com