La mujer: apuntes para un libro (fragmento)Severo Catalina del Amo

La mujer: apuntes para un libro (fragmento)

"El amor se siente y no se define. Es poca cosa el hombre para penetrar el gran secreto de la naturaleza.
La luna que boga majestuosamente en un mar inmenso azul; la blanca nubecilla que flota en la región de las estrellas; el aroma de dos violetas confundido por el céfiro; el murmullo de la fuente interrumpiendo el melancólico silencio de la noche; el dulce trino de los ruiseñores; el tierno arrullo de las tórtolas; la gota de rocío desprendida desde el cielo sobre el cáliz de la vida: he ahí el amor.
Los poetas lo definen así.
Ciertos filósofos, que muchas veces hablan de lo que no entienden, por el empeño de entenderlo todo, han dicho muy solemnes vulgaridades, pero vulgaridades filosóficas, al tratar del amor.
Todo cuanto acerca de este punto ha llegado a ocurrírseles, es llamar al amor un no sé qué, que nace no sé dónde, lo cual, como cualquiera comprende, es capaz de convencer al más incrédulo.
El corazón y la cabeza pueden considerarse como el cuarto principal y la buhardilla de la casa: el amor es inquilino del primero, y los filósofos habitan la segunda. No conocen al vecino más que de vista.
Desde los tiempos de Homero hasta hoy, la humanidad escribe acerca del amor, y la cuestión está intacta.
El último hombre que perezca en el día de la destrucción universal será el último libro de amor. ¿Quién se atreverá, pues, a hojearlos todos para sintetizar la materia? "



El Poder de la Palabra
epdlp.com