Primer mundoWashington Cucurto

Primer mundo

"Como en un poema de Cisneros pasa
frente a mí un Mercedes deportivo –ahora
detrás de él, como cola de novia, una moto buenísima
y cara–con su dueño Brad Pitt, tomando sol en su asiento,
un auto pequeño con la forma de una nave espacial.
Una preciosa pareja de ancianos, hace real lo imposible:
que la vejez pueda ser algo placentero y hasta grosso.
La joven corre con un manojo de papeles hacia el auto.
El ruido de sus tacos es para mí una música.
Y ahora lo que me faltaba, una parejita de adolescentes.
Ella rubia, platinada, con una casaca de los campeones de México 70.
Él elegante, imagínense ustedes. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com