Días cruciales (fragmento)Michael Cunningham

Días cruciales (fragmento)

"Chiquitín, ¿a quién quieres llevarte al espacio para contemplar el nacimiento de las estrellas?
Eran las diez y media cuando guardó su celular en el bolso y se dirigió a la Universidad de Nueva York para hablar con Rita Dunn, cuya oficina estaba en un edificio en la calle Waverly. Uno de esos edificios, aunque Cat no estaba segura cuál, había sido la fábrica que se incendió. Conocía la historia de manera muy vaga: que habían cerrado las puertas para que las trabajadoras no se fueran temprano o algo así. Las llamas se apoderaron de la fábrica, las mujeres quedaron atrapadas en su interior, y algunas se lanzaron al vacío. Desde alguno de estos edificios -¿sería desde aquel en que se encontraba ahora?- se habían lanzado con sus vestidos en llamas y se habían golpeado contra el pavimento, el mismo que había en esa calle. Ahora todo era propiedad de la universidad, sólo se veían estudiantes y compradores, así como una cafetería y una librería que vendía camisetas de la universidad.
Cat subió al noveno piso y se anunció con la secretaria del departamento, que le dijo que siguiera por el pasillo.
Rita Dunn resultó ser una pelirroja de cuarenta y tantos años, con una chaqueta de seda verde y una gran cantidad de maquillaje: delineador oscuro en los ojos y rubor aplicado con pericia. Llevaba en su cuello un collar de piedras de ámbar un poco más grandes que bolas de billar. Su aspecto era más semejante al de una patinadora retirada que al de una profesora de literatura. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com