Ceremonia ortopédica (fragmento)Jorge Díaz

Ceremonia ortopédica (fragmento)

"Gala. ¿Cuándo volverá a llamar?
Seve. Cuando la secretaria se lo recuerde.
Gala. O su mujer.
Seve. Ella no nos quiere.
Gala. No digas tonterías.
El hijo habla desde la penumbra.
Hijo. ¿Estás ahí?
Gala. ¡Dios mío, es José Antonio!
Seve. ¿En el teléfono?
Gala. ¡No, personalmente!
Hijo. Aurora me ha pedido que venga a veros.
Gala (desconcertada). ¿Aurora?
Hijo. La madre de tus nietos, mamá.
Gala. ¿De mis nietos? Ah, sí..., ¿cuántos tengo ya?
Hijo. Seis, mamá.
Seve (al hijo). Pasa, pasa. Siéntate.
Hijo. Estoy bien aquí, papá.
Seve. De manera que Aurora te ha pedido que vengas a vernos.
Hijo. Ella necesita esta habitación para hacer un invernadero. Las macetas están prácticamente invadiendo la casa y tenemos que hacer algo.
Seve. ¿No podría hacerse el invernadero en otra parte? Esta habitación es lo único que tenemos.
Hijo. Lo siento, Aurora ya lo ha decidido. Comprendedlo, las macetas es cosa de ella.
Gala. ¿Y tus padres es cosa de quién?
Hijo (molesto). No sé de qué os quejáis. Coméis a mi costa. Yo me levanto a las 6 de la mañana para ir a trabajar.
Gala. Pobre, hijo mío.
Seve. Hasta que te casaste comiste a mi costa, no un año o dos sino 30 años y si no fuera porque tu mujer era rica habrías seguido viviendo a mi costa después de casarte. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com