Arte poética o Epístola a los Pisones (fragmento) Horacio

Arte poética o Epístola a los Pisones (fragmento)

"Tan breve quiero ser, que soy oscuro: Otro pule y lima tanto su estilo que le resta vigor, lo desanima: Quiere aquél ser sublime y es henchido: Éste que, acobardado, teme la tempestad y no es capaz de alzar el vuelo, arrastrándose siempre humilde por el suelo: Y el que intenta de forma extraordinaria hacer diferente el asunto más nimio, surcando el mar a un jabalí figura, y a un delfín penetrando la espesura; pues, sin el arte, quien un vicio evita, en vicio menor no se precipita.
En la tienda más próxima a la escuela en que el arte de la esgrima enseña Emilio, habita un escultor que con primor cincela las uñas de una estatua e incluso imita en bronce su suave pelo; pero el conjunto de la estatua entera no es armonioso, porque no sabe ajustar las partes al total, tal como debiera.
Si acaso osara copiar a este hombre, cuando tuviera la idea de componer, sería contrario a mi intención, porque lo propio sería que si presumiera de ojos bellos y de negros cabellos, y mi nariz fuera tosca y fea, el que escribe no ha de tomar asunto superior a sus fuerzas, ha de reflexionar sobre la carga que pone en sus hombros, y si puede con ella o su peso lo abruma. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com