Una casa con goteras (fragmento)Santiago Lorén

Una casa con goteras (fragmento)

"Los hombres de la reunión, cuando llegaban por la noche al cuarto de Monna, parecían salir a la luz desde desconocidas profundidades. Viladegut venía del hondo torrente ciudadano, de su tráfago inquieto y de su lucha, al mismo tiempo que de su propio fondo de alegre cinismo y sensualidad pagana. Escalona salía a flote tras de haber estado sumergido entre polvo y penumbras de bibliotecas jurídicas y también en las aguas desconocidas e inquietantes de una vida que le asediaba y de unas emociones que no sabía ni seguramente sabría nunca si procedían de su alma o de sus sentidos. Fortunato venía de más hondo: venía de un mundo infrasocial y canalla, puesto a la orilla de todas las leyes divinas y humanas y donde él mismo oficiaba en la misa negra, donde el vicio se ofrecía al dinero. Era ese mundo en donde Teótimo Jaulín había aprendido a decir les charmants femmes de la nuit y Of Spain the women enseñando unas fotografías a marineros de cara roja y ojos alelados. Venía también de un fangoso pantano subconsciente cuyo barro estaba hecho de lascivia y misticismo de quintaesencias y sensualidad sobre el cual se derrumbaban, nada más erigirse, las formas de belleza y los esquemas espirituales.
Cuando la luz tamizada de la pantalla colocada encima de la mesa iluminaba la cara de los tres hombres, había en ellas siempre una sonrisa y se vivificaban con un suspiro. Tenían aire de nadadores que han salido a flote y pueden al fin respirar el buen aire que limpiará y expandirá sus pulmones, y la comparación es más chocante si se tiene en cuenta que en este caso el aire era diferente para cada uno y, sin embargo, era el que necesitaban.
Sebastián sonreía con asombrado regocijo cuando veía igualados en el afán, en la dicha y en la actitud ante Monna a un hombre que como él podría muy bien representar al amante, a otro que, como Escalona, personificaba el adecuado esposo de tal mujer y a Fortunato Canales, el esclavo y perro fiel, a despecho de todo. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com