Hay una estación para cada cosa (fragmento)Alistair MacLeod

Hay una estación para cada cosa (fragmento)

"Hablo de la época en la que tenía once años y vivía con mi familia en una pequeña granja en la costa oeste de Cape Breton. Mi familia se había establecido en aquel lugar desde hacía mucho tiempo, el mismo tiempo que probablemente yo mismo permanecería. Gran parte de ese tiempo semeja un ayer proverbial. Ahora cuando hablo de la navidad de 1977, no estoy seguro si hablo con la voz de ese tiempo o con la que he ido adoptando desde entonces. Tampoco estoy seguro de cuántas libertades me estaré tomando con respecto al niño que yo era en aquel entonces. La navidad es un tiempo de paz y regalos, a menudo ambos son mezclados de manera imperfecta. A medida que avanzamos en el ahora a menudo miramos hacia el pasado.
Parece que hemos estado aguardando ese ahora desde siempre y ese sentimiento fue más intenso desde Halloween, cuando cayó la primera nevada y nos movíamos como sordos mimos sobre las oscuras sendas. Los grandes copos eran suaves y abundantes entonces y la tierra sobre la que caían aún templada y todavía no congelada. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com