Nur, 1947 (fragmento)Jean-Luc Raharimanana

Nur, 1947 (fragmento)

"Los campesinos salían de sus chozas, temblorosos, partidarios por espanto. Nosotros avanzábamos por la campiña. Nuestras filas crecían. El rumor nos precedía. "Os salvaremos de los coloniales. Os devolveremos vuestro suelo y vuestra libertad...".
Desde hace algunos días, sin embargo, los aviones surcan el cielo y derraman por todas partes prospectos y octavillas. Esa revuelta sería sólo, para Los-de-las-cimas, una ocasión de recuperar el poder y de seguir esclavizando a los demás pueblos. La capital, la Ciudad-de-los-Mil no se habría levantado, Los-de-las-sabanas estarían entre los fusileros y se encaminarían hacia aquel lugar. Los rebeldes están solos. Tendrán que someterse. Francia los acogerá de nuevo en sus brazos protectores y paternales.
Plegarias mis pensamientos. Se bambolean vertiginosamente. Se hunden y estallan. Palabras de soledad vertiéndose en mi garganta, pudriéndose en mi vientre. ¿Estamos realmente solos? ¿Han fracasado las demás regiones? ¿Se sabe en el mundo lo que ocurre en este país? ¿Vendrán a socorrernos? ¿Qué harán los ingleses, los americanos...?
Nur...
Extendí las manos y las brumas se abrieron allí arriba. La sombra de las colinas se derrama en mis dedeos y en este mundo, ya sólo soy cera. En este mundo, dije, en el azul de estas tierras húmedas, en la verde y cálida humedad de esas mudas hojas, extendí mis manos y las moscas hicieron allí su morada. Yaces. Destruida ya. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com