La luna en Jorge (fragmento)Lola Beccaria

La luna en Jorge (fragmento)

"Hoy he soñado contigo. Que besaba tu cuello por detrás, tu nuca caliente. La besaba con reverencia, idolatría, con miedo a profanar un cuerpo, jamás probado antes. Y al despertarme, he sentido en mi boca el sabor de tu piel; me lo traje del sueño o me siguió hasta aquí, hasta esta cama sobre la que todavía percibo tu presencia. No te conozco aún, ni nos han presentado, pero ya te he besado en el cuello. Reconóceme la osadía, levántate esta mañana y tócate la nuca. Sentirás el hueco invisible de mis labios, la huella de mi lengua sobre el lugar señalado. Y de esta manera, en sueños, he recorrido la distancia que me separa de ti en tan sólo unas horas, he trabajado tu confianza, he forjado nuestra intimidad en un plazo mínimo, cuando -seamos realistas- me llevaría semanas, e incluso meses, o tal vez ni toda la vida, siquiera cogerte de la mano. Y gracias a este sueño hoy me levanto con la sensación de haberte besado, de saberte cerda de mí, con la familiaridad que dan los besos impresos en la carne, ese intercambio de pieles que te hace próxima y posible. Todo eso dentro de un sueño. Porque en mitad de la noche, y aunque dormida, me abrí paso, gané etapas de acercamiento, me posé en tu nuca y te hice mi amante. Anduve una parte del camino hacia ti que ahora en la realidad del despertar continúa. Yo así lo siento. Pero me temo que cuando pase la resaca nocturna, andando el día, la realidad devenga en verificar que nada de eso fue cierto, que todo ha sido la pura y simple proyección de mi deseo. Y por eso no quiero abandonar la cama, quiero quedarme aquí metida, bajo las sábanas, paladeando el eco de tu cuello. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com