Lo imaginario (fragmento)Gilbert Durand

Lo imaginario (fragmento)

"Desde el momento en que se exorciza "la inferioridad" de lo "prelógico", y en particular de los procedimientos de participación, de similitud, de homeología (es decir, los procedimientos que dejan un lugar legítimo a la alteridad, al "tercer elemento", e incluso a la "confusión"), la ciencia del hombre en sociedad puede abordar todas las declinaciones -las "derivaciones"- del pensamiento imaginario. Muy significativo es, desde hace ya más de medio siglo, el cambio de valor de las terminologías. Las nociones peyorativas de "pre-lógico", de "primitivo", de "pensamiento místico" se sustituyen poco a poco por las de "arquetipo", "de otra lógica", de "participación", etc. Todas estas "lejanías", o mejor dicho estos terrenos mantenidos al margen por las ciencias sociales clásicas, y especialmente la sociología francesa, vuelven a recobrar su dignidad y su derecho. Muy ejemplar con respecto a esto es la noción de "salvaje". Durante mucho tiempo ha significado "bárbaro", con connotaciones de infantilismo, de crueldad, de rudeza, de incultura, y se oponía radicalmente a la noción de "civilizado". Nuestro último medio siglo ha invertido totalmente esta relación: el conocido libro de Claude Lévi-Strauss, El pensamiento salvaje (1962), significa, al contrario de cualquier europeocentrismo, que "los hombres han pensado siempre igual de bien" y que en todo hombre subsiste un patrimonio "salvaje" infinitamente respetable y precioso. Este título y esta posición filosófica han hecho escuela desde entonces. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com