La señorita Teresa (fragmento)Heinrich Federer

La señorita Teresa (fragmento)

"El señor Eisen había depositado en mí innumerables bondades durante mi niñez y en más de una ocasión esa gracia salvó mi vida de la reprobación. ¿Cómo podría negarme? Ante mí se yergue la pálida, escuálida y arrogante mirada de la juventud desafiante. Le conté a Eisen que en el día pretérito Wegisser apenas pudo sobrevivir a las dolencias acaecidas debido a su insuficiencia cardíaca y que el galeno había preparado a la familia para lo peor. "


El Poder de la Palabra
epdlp.com