Vida del grande Don Quijote... (fragmento)António José da Silva

Vida del grande Don Quijote... (fragmento)

"-Vida del grande Don Quijote de la Mancha y del gordo Sancho Panza-
Sancho: Alguacil, envaine la espada. Yo no me burlo de la justicia. Dios sabe y todo el mundo que quiero ponerme a bien con su espada.
Alguacil. Puesto que vuestra merced habló de la espada y de la justicia, dígame por qué la Justicia aparece pintada con los ojos vendados, con una espada en una mano y una balanza en la otra. Dudo acerca de esto. ¿Podría vuestra merced tan sabio en todo explicármelo?
Sancho: Para tu buen provecho, préstame atención, alguacil. Has de saber primeramente que esto de la Justicia es una cosa pintada y que no existe tal mujer en este mundo. No tiene carne ni sangre, como por ejemplo la señora Dulcinea del Toboso; ni más ni menos; sin embargo, como era necesario tener esta figura en el mundo para asustar a la gente grande como el hombre del saco de los niños, fue pintada una mujer vestida a lo trágico porque toda justicia termina en tragedia y le taparon los ojos porque dicen que era bizca y que daba un ojo por el otro. Y como la Justicia tenía que ser diestra, sus ojos fueron rápidamente cubiertos con un velo.
Un hombre. Señor Gobernador, pido justicia.
Sancho. ¿De qué quieres que te haga justicia?
Un hombre. Quiero justicia.
Sancho. ¡Otra vez lo mismo! Hombre del diablo, ¿Qué justicia pides? ¿No sabes que hay muchas clases de justicia? Hay una justicia diestra, una justicia torcida, una justicia ciega y finalmente una justicia con cataratas en los ojos.
Un hombre. Señor, sea cual sea, yo reclamo justicia.
Sancho. ¿Pero contra quién pides justicia?
Un hombre. Pido justicia contra la misma Justicia.
Sancho. ¿Pero, borrico, acaso no sabes que no existe esta otra justicia si no es en pintura?. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com