Los paraísos artificiales (fragmento)Jorge de Sena

Los paraísos artificiales (fragmento)

"En mi tierra, no hay tierra, hay calles;
incluso las colinas son de edificios altos
con renta mucho más alta.
En mi tierra, no hay árboles ni flores.
Las flores, tan escasas, se mudan de los jardines cada mes,
y el municipio dispone de máquinas especiales
para desenraizar los árboles.
El cántico de las aves -no hay cánticos,
sólo cantan los canarios del tercer y quinto piso.
Y la música del viento es gélida en las vetustas casas.
En mi tierra, sin embargo, no hay casas viejas
ya que todas se hallan en Persia o en China,
o en inefables países.
Mi tierra no es inefable.
La vida en mi tierra es la que resulta inefable.
Inefable es lo que no puede ser dicho. "



El Poder de la Palabra
epdlp.com