Home | Literatura | Arte | Música | Arquitectura | Cine | Premios | Barcelona E-Mail E-mail   Colaboraciones Textos   Disclaimer Disclaimer  
    El Poder de la Palabra es un sitio cultural que comenzó su andadura en 1998 mostrando diferentes autores literarios. El sitio web fue creciendo y se amplió con lo mejor de otras áreas de la cultura, arte, arquitectura, cinematografía y música. La base de datos con la información contenida no para de crecer, pero lamentablemente el coste cada vez mayor del servidor nos obliga a pedir donativos para pagar el servicio de alojamiento. Gracias a todos.
       4753 escritores - 2322 compositores - 1708 directores - 1088 pintores - 682 arquitectos  
 
Tommaso_Landolfi Héctor_Bianciotti Cyriel_Buysse Holger_Drachmann Victoria_Kent Ernest_Hemingway Roger_Martin_du_Gard Robert_Louis_Stevenson Olga_Tokarczuk Sam_Shepard Larissa_Reissner Jules_Verne
    
 

ARTE
De la A a la Z
Por Epoca
Por Países
Por Obra
Museos

MUSICA
De la A a la Z
Por Epoca
Por Países
Por Obra
Cantantes
Intérpretes
Bailarines
Orquestas
Top Clásica
Operas
Teatros
Álbumes

ARQUITECTURA
De la A a la Z
Por Epoca
Por Países
Por Edificio
Ciudades
Rascacielos

CINE
Compositores
Directores
Galardones
Films
Escenas

OTROS
Equipo Epdlp
Nos Felicitan
Agenda
FAQ

4753 escritores
2322 composit.
1708 directores
1088 pintores
682 arquitectos
147 cantantes
110 intérpretes
113 escultores

9540 textos
7849 films
5278 edificios
5214 obras arte
3439 composic.
675 óperas
375 álbumes
166 galardones
 



Música de la semana
Jack Gallagher
(EEUU, 1947)
Berceuse (1977)

Banda sonora de la semana
Tirez sur le pianiste, 1960
(Georges Delerue)
Escuchar
Compositor de la semana
Mason Daring
(EEUU, 1949)
Escuchar

Escenas inolvidables de la historia del cine
Nos dejaron el 2014, 2014
(epdlp)
Ver



Texto de la semana
Milán Füst
(Hungría, 1888-1967)
Advenimiento (fragmento)
" Leo: Vamos a cambiar este mundo y la miseria inherente...hacer que las aguas y los vientos se detengan...El mundo respira atrapado en las nubes que claman al sol. Dejé el libro y me quedé en silencio. Muy tranquilo y en paz. Sentí cada palabra y no me avergoncé de mi fatal desdicha. Era católico. Abrí el compartimento secreto de mi pecho y deposité el tesoro aprehendido en los libros. Hemos de admitir, sin mentir, que tenemos miedo, que tememos la miseria y la desgracia.
El fuego crepitaba en la chimenea y me vi rodeado de nuevo por el abrazo desolado de la melancolía. El cielo descolorido de Londres cruzaba el patio de enfrente como un grito que dividiera el silencio en algún lugar, como el bostezo del mundo que certifica el paso del tiempo. "

Novedades

Cumplen años
 
Página optimizada para una resolución de 1024 x 768 - copyright © 1998-2015, epdlp. Todos los derechos reservados