Home | Literatura | Arte | Música | Arquitectura | Cine | Premios | Donativos E-Mail E-mail   Colaboraciones Textos   Disclaimer Disclaimer  
        
  : : : : : Avempace - Abu Bakr Muhammad ibn Yahya ibn Bayya : : : : :
   Avempace

    - Abu Bakr Muhammad ibn Yahya ibn Bayya -
   (España, 1080-1138)
   Filósofo, matemático, compositor, poeta y científico hispanoárabe. Abu Bakr Muhammad ibn Yahya ibn Bayya, tal era su verdadero nombre, nació en Zaragoza cuando en esta ciudad reinaba la dinastía Banu Hud. Se dedicó a la política desde los 20 años de edad y fue visir en dos ocasiones durante el dominio de los almorávides, después de que éstos arrebataran el reino taifa zaragozano a los Banu Hud en 1110. Fue encarcelado en dos ocasiones, la primera acusado de traición y la segunda de herejía. Después de trasladarse a Sevilla y Granada, vivió en exilio permanente una vez que Zaragoza fue reconquistada por los cristianos en 1118. Murió en 1139 en Fez. Avempace fue el primer gran filósofo de al-Andalus. Tanto Ibn Jaldún como Maimónides lo compararon con Averroes, Alfarabí y Avicena. Sus tres principales obras fueron Carta de adiós, Tratado de la unión del intelecto con el hombre y Régimen del solitario. Todas ellas plantean la idea de que el mayor propósito y felicidad del hombre radican en el 'contacto' (es decir, la unión) del alma con el intelecto activo. Como emanación de la inteligencia primera en vez de la del mismo Dios, el intelecto activo es lo divino más elevado que el ser humano pueda llegar a ser capaz de comprender, aunque sólo unos pocos (los filósofos) podrán lograrlo. El contacto divino sólo se alcanza al final de un desarrollo intelectual que, alejándose gradualmente del mundo material, permite acceder a lo puro inteligible. Aunque este sistema debe mucho al neoplatonismo, está mucho más cerca de la filosofía pura y la lógica que de las inquietudes religiosas. Salvo con el sufismo, su noción de contacto divino muestra notables diferencias con respecto a la mayoría de las creencias musulmanas de su tiempo, que consideraban la unión divina como un estado inalcanzable durante la vida de un hombre. El Régimen del solitario también plantea, después de Alfarabí y Platón, las condiciones que le son esenciales al hombre virtuoso (o al verdadero filósofo) para realizar su potencial pleno, y señala los pasos necesarios cuando no hay ninguna ciudad ideal para vivir o para emigrar, que incluyen una retirada hacia una vida de soledad y reflexión. Además de sus contribuciones filosóficas, Avempace compuso canciones y versos y fue un profundo estudioso de las matemáticas, de la astronomía y de la botánica.  © eMe

Textos:


Sharh (fragmento)
copyright © 1998-2017, epdlp All rights reserved